domingo, 9 de noviembre de 2014

Libro: La vegetariana (Han Kang)

Título original: 채식주의자 (chaesigjuuija)
Autor: Han Kang
País: Corea del Sur
Editorial: Bajo La Luna
Año: 2000 (traducida en 2012)
Páginas: 177
Género: novela
Argumento: "Yeonghye es una mujer aparentemente normal, joven, sin mayores virtudes o defectos. Una noche, sin ninguna actitud previa que hiciera suponer un cambio en su carácter, su marido la encuentra en la cocina tirando a la basura toda la carne almacenada en el congelador. Cuando él la increpa por lo que está haciendo, ella le dice que ha tenido un sueño y que abandonará la ingesta de carnes. Su determinación es absolutamente radical e irrevocable, pero el marido y la familia no están preparados para esta decisión ni para la transformación que comienza a gestarse en Yeonghye a partir de ese momento.
La vegetariana es una novela con un fuerte componente psicológico, que cuestiona los límites culturales de la cordura, la violencia y el valor del cuerpo como un bien privado y último refugio." (Editorial Bajo la Luna)

Con este argumento tan interesante no podía pasar por alto este libro, y no me ha defraudado para nada.

Para empezar, la estructura es muy atractiva. El libro está dividido en tres partes: la primera se titula "La vegetariana" y está narrada por el marido de Yeonghye, la segunda se titula "La mancha mongólica" narrada por el cuñado de la protagonista, y la tercera es "Los árboles en llamas" que está narrada por la esposa de éste último, la hermana de Yeonghye. Cada parte está dividida en "mini capitulos" de dos o tres páginas (a veces una o media página) y esto está bien porque permite que puedas leer ese "un capítulo más" antes de irte a dormir, sin que suponga una eternidad para terminarlo. Cabe destacar esos capítulos intercalados en cursiva de la primera parte, narrados por Yeonghye, explicando sus sueños y recuerdos de su pasado, muy oscuros por cierto.

Excepto para un público infantil-juvenil por su contenido erótico y violento, el libro es muy recomendable para todo tipo de lectores, pues se adapta a cualquier preferencia y  es realmente fácil de leer, debido a su estructura antes mencionada, y porque utiliza un lenguaje cercano, fácil y poco descriptivo. La autora no se centra en detalles para describir situaciones, pero nos informa de todo lo necesario.

De hecho, este libro no parece literatura coreana. Además de que su narración es sencilla, no se menciona ningún componente de la cultura coreana, solamente el nombre de los protagonistas.
Lo más característico de la sociedad coreana que encontré en el libro ha sido la violencia expresada en algunas situaciones tras un fallido intento de aparentar ser una sociedad pacífica, y el machismo en el trabajo y en la familia.

Vuelvo a repetir que es un libro que recomiendo totalmente. A pesar de su simpleza, ha conseguido hacerme vivir momentos de tensión, angustia, tristeza y curiosidad mientras lo leía.

Lo mejor:
  • Narración accesible para todo tipo de lectores. Los que no están acostumbrados a la literatura asiáticas no tendrán ningún problema con este libro.
  • No aburre con descripciones muy detalladas.
  • Un argumento que parece simple pero que es muy interesante. Saca jugo a diversos temas como el veganismo, machismo, arte, sexo, violencia, autodestrucción, egoísmo...
  • Engancha
Lo peor:
  • Un poco de relleno en la última parte.
  • Final abierto
Nota: 9/10

La autora
Han Kang nació en Gwangju, Corea del Sur, en 1970. Estudió Literatura en la Universidad Yonsei. Es narradora y poeta. Ha recibido varios premios por sus obras literarias, entre ellos el Premio Yi Sang y el Premio a la Nueva Literatura de Corea.

En la actualidad enseña escritura creativa en el Instituto de Artes de Seúl. La vegetariana es su primera novela publicada en castellano. (Editorial Bajo la Luna)